ACTUALIZADO | 14/12/2018 - 14:21

Hasta siempre, Luisa

Tiempo de lectura
1 minuto
Leido hasta ahora

Hasta siempre, Luisa

Falleció ayer Luisa Cuesta, madre de Nebio Melo Cuesta, desaparecido en Buenos Aires en 1976, y hermana de Gerardo Cuesta, militante heroico del PIT-CNT y víctima también de la dictadura.

Fue una militante de hierro que  hizo honor a su familia luchadora y vivo emblema de la  agrupación de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos. Una frase suya la definió con claridad en 2007, cuando presentó el libro Acero y piel de la autoría de Tony Carro:

Yo siento a todos los desaparecidos como mis hijos.

Detenida en 1973 —el primer año de la dictadura— estuvo encarcelada en el Batallón N.º 5 de Mercedes hasta 1974. En 2013, en un artículo de Brecha titulado «Esa mujer», el periodista Ricardo Scagliola recordó el diálogo de Luisa con un militar de ese batallón de Mercedes, el 28 de junio de 1973.

—¿Soy peligrosa, teniente?

—Más de lo que usted supone.

Consciente del riesgo que su libertad corría en nuestro país emigró a Argentina y vivió luego como exiliada en Francia y Holanda desde donde retornó en 1985. De nuevo en su patria puso sobre sus hombros la tarea de unificar a todos los grupos que luchaban por la verdad y la justicia y fue así que encabezó la primera Marcha del Silencio, el 20 de mayo de 1996.

En 2012 fue distinguida como ciudadana ilustre de Montevideo y en 2013 recibió el doctorado honoris causa por parte de la Universidad de la República. Estas menciones son el reconocimiento por el camino que ha recorrido durante estos 42 años de búsqueda. Hoy, cuando ya sentimos la ausencia, su mirada calma y su valiente palabra se convierten en ejemplo de todo lo que nos queda por transitar.

AEBU emitió un comunicado esta tarde en el que lamenta el fallecimiento de «esa pequeñita inmensa que supo pararse delante del poderoso silencio», e para invitar a asistir al homenaje de mañana en la Plaza Mártires de Chicago. Este se realizará con una concentración a las 10 de la mañana y a las 11.30 el cortejo fúnebre se dirigirá hacia el Cementerio de Norte.

 

 

Archivos complementarios: